image/svg+xml
1.1
RegiónCentro-Golfo
DestinoXilitla, San Luis Potosí
TemporadaTodo el año
Pasar la noche en el Jardín Escultórico Edward James, Las Pozas
Porqué vale la pena

Es la única obra de arte surrealista donde puedes pasar la noche y volverte parte del sueño, talento y visión con la que el excéntrico poeta inglés concibió este emblemático destino huasteco.

«Cita Lorem ipsum Lorem ipsum, dolor cit amet consectur adipiscing elit, sed diam nonummy nibh»
— ,
Recomendaciones
  • Para evitar las filas, la Fundación Pedro y Elena Hernández AC habilitó en su sitio (laspozasxilitla.org.mx) la compra de boletos. La visita se realiza en grupos de hasta diez personas y están guiadas por expertos. 
  • La pintora Leonora Carrington fue gran amiga de Edward James. En el centro de Xilitla encontrarás el museo que lleva su nombre y su increíble colección de esculturas, litografías y dibujos (leonoracarringtonmuseo.org/xilitla)
  • La comida tradicional de la Huasteca son los zacahuiles, unos tamales gigantes a base de maíz, carne de cerdo o de pollo, chiles molidos y especias que llegan a medir hasta cinco metros de largo. No dejes de probar las deliciosas tortillas, bocoles y enchiladas, así como el café con piloncillo.
  • El invierno es lluvioso y la primavera, muy húmeda. Verano y otoño son las mejores temporadas para visitarlo.
  • En la región también hay cascadas como Tamul, ríos ideales para practicar la navegación en aguas blancas, y el famoso Sótano de las huahuas, el cual puedes visitar de madrugada para mirar cómo miles de vencejos, primos de las golondrinas, salen desde la oscuridad.

Caminar al amanecer dentro del Jardín Escultórico Edward James es una de mis experiencias favoritas. En este rincón de la Huasteca Potosina me siento un explorador que vaga entre las ruinas de una civilización antigua, devorada por la jungla y el olvido, y en el que una obra de arte te sorprende a cada paso o aparece un sueño materializado entre orquídeas, musgo y helechos; me emociono con cada piedra y metal decorado con hongos e insectos. 

En este jardín, la naturaleza y la imaginación confluyeron dando lugar a un espacio colaborativo entre James, el acaudalado poeta británico y mecenas del movimiento surrealista, y los tének, pueblo originario de la Huasteca Potosina. 

Edward James vino para construir su Shangri-La, un Jardín del Edén, me dijo Kako, el sobrino de Plutarco Gastélum, quien fuera el gran cómplice de Edward James, y con quien llegara a Xilitla en noviembre de 1945. Si en la actualidad todavía es difícil acceder a este pedazo de paraíso, no puedo imaginar lo que debieron sortear para comprar una finca en donde James cultivara su pasión por las orquídeas y las bromelias. La historia sobre la creación del jardín es algo que debes escuchar aquí, en el lugar donde se resguardan 36 estructuras arquitectónicas surrealistas, así como unas pozas de agua fresca y de color azul tornasolado.

Desde el 2007, la Fundación Pedro y Elena Hernández AC está a cargo de la conservación del sitio, implementando un modelo en el que el turismo juega un papel fundamental para disfrutarlo y resguardarlo. 

Será por el estímulo estético o el recuerdo de lo efímero, por la vitalidad del agua que fluye en sus cascadas o por la plenitud de una selva tan húmeda, donde el verde crece sobre el verde, que la visita resulta sobrecogedora tanto en el día como en la noche, con sus sombras, sonidos y escasa presencia humana.

Escucha aquí la crónica de la experiencia.
/
image/svg+xml image/svg+xml
wikikuta-recomendaciones-desierto-san-luis
taxco-guerrero-pueblo
tapijulapa-tabasco-cascadas-visitar
comalcalco-tabasco-piramides-cacao
durango-experiencias-recomendaciones
sarape-escuela-saltillo-artesanos
cacahuamilpa-grutas-guerrero
puerto-veracruz-experiencia
huasca-hidalgo-prismas
Xilitla-jardin-pozas-mexico
Proponerme otra experiencia
Escribe aquí tu correo para recibir noticias de AmoMéxico
Al suscribirse se acepta el Aviso de privacidad.
Suscribirme al newsletter
La versión impresa de nuestra guía es de edición limitada. Anótate aquí y te informaremos en cuanto esté disponible tu ejemplar.
Enviar