image/svg+xml
Porqué vale la pena

El Museo de las Culturas del Norte y la zona arqueológica de Paquimé te revelan el origen y la personalidad de las culturas en esta región que dibuja el futuro del turismo en el país, donde aún se elaboran las más finas piezas de cerámica.

 

Recomendaciones
  • Paquimé está muy cerca de Casas Grandes y a unos 35 kilómetros de Juan Mata Ortiz, poblado famoso por sus talleres de cerámica, como el de Olivia Domínguez y lleva más de 40 años creando piezas de colección. Agenda tu visita al (636) 103 7645.
  • La Casa del Nopal es un hotel boutique con magníficas habitaciones a metros del acceso a Paquimé. casanopalhotel@gmail.com, (636) 132 2211
  • Visita temprano la zona arqueológica para evitar las temperaturas extremas, sobre todo en el verano. Martes a domingo de 8 a 17 h.

 

En el centro y sur de México se desarrollaron culturas que edificaron ciudades monumentales y centros ceremoniales; sin embargo, las culturas prehispánicas del norte parecen devoradas por el desierto y el olvido; grupos pequeños de cazadores y recolectores que vivían aislados.

El paisaje de Ciudad Juárez a Casas Grandes es onírico y monumental. La belleza de sus dunas y cordilleras exigen humildad. El viento sopla con fuerza en la inmensidad. Recordé la frase: Me hizo lo que el viento a Juárez. Pensaba que hablaba de la entereza del presidente pero ahora creo que obedece a la personalidad de sus habitantes. Aquí debe ser imposible sobrevivir en soledad. La complejidad de lo cotidiano y la severidad de los elementos exigen trabajo en equipo.

Llegamos de noche a La Casa del Nopal, donde cenamos y prendimos la chimenea. Hace tiempo deseaba conocer Paquimé, el lugar de casas grandes. En el siglo XIII tuvo más de dos mil viviendas, almacenes, talleres y templos de hasta tres niveles, hechos de tierra mezclada con agua y ramas. Paquimé es la casa de todos. Es un compromiso estar en la lista del patrimonio mundial, comentó Mauricio Salgado, director de la zona arqueológica, en el laberinto de adobe con puertas pequeñas en forma de “T” para defenderse y mantener la temperatura. Paquimé nos invita a revalorizar nuestra existencia, comentó frente al juego de pelota, prueba de la sinergia religiosa y comercial con otras culturas. 

Poco se sabe del origen y la lengua de los 3,500 habitantes que tuvo antes de su abandono en el siglo XV. El museo del sitio evidencia su sensibilidad y talento. Como pasa en Juan Mata Ortiz. Paquimé nos recuerda la importancia de colaborar para superar lo que pareciera imposible, me explicó la maestra Olivia Domínguez en su taller, donde modela y pinta con un cabello las líneas, rojas de óxido y negras de manganeso, que decoran la más hermosa, fina y alucinante cerámica.

Datos duros
  • Paquimé tuvo más de 3 mil habitantes. Contaba con viviendas y silos, así con un área ceremonial con templos y juegos de pelota. Desarrollaron un sistema de distribución de agua, bodegas para el almacenamiento de tesoros provenientes de otras regiones como guacamayas, pavos, agave, objetos de cobre y conchas. Su apogeo fue a principios del siglo XIV y decayó en el XIV. 
  • El Museo de las Culturas del Norte abrió en 1996 para compartir la colección recuperada en las excavaciones de Paquimé y otros sitios de la región conocida como la Gran Chichimeca, conformada por el norte de México y el suroeste de Estados Unidos. El museo tiene fósiles de mega fauna y más de dos mil objetos.
  • Mata Ortiz es mundialmente famoso por la cerámica de sus alfareros inspirados por la cultura prehispánica de Paquimé y encabezados por el gran maestro Juan Quezada Celado. Su oficio fue promocionado como una forma de arte contemporáneo por el antropólogo estadounidense Spencer MacCallum desde 1976, y se ha posicionado como una de las más finas expresiones artesanales.
image/svg+xml image/svg+xml
Valle-guadalupe-viñedos
guadalupe-zacatecas-mexico-viajes
mani-experiencia-ciudad
jalcomulco-rapidos-veracruz-actividades
santa-rosa-lima-hacienda-yucatan
todos-santos-baja-california
puerto-chale-ballenas-baja-sur
coahuila-vinos-vinedos
cozumel-perlita-mariscos-comer
san-cristobal-hotel-bo
Proponerme otra experiencia
Escribe aquí tu correo para recibir noticias de AmoMéxico
Al suscribirse se acepta el Aviso de privacidad.
Suscribirme al newsletter
La versión impresa de nuestra guía es de edición limitada. Anótate aquí y te informaremos en cuanto esté disponible tu ejemplar.
Enviar